twitterfacebookgoogleyoutube
Sitio de la empresa
El sitio completo de Paax Sound. Clic aquí

Tu primer tattoo

Tu primer tattoo

El diseño

Al contrario de lo que la mayor parte de la gente piensa, no es necesario brindarle un gran significado: una fecha importante, parte de tu filosofía de vida, misticismo… Sin embargo, sí debe ser algo que te encantaría ver el resto de tu vida impregnado a tu piel. Por ello…

…El tatuador es muy importante también. Busca alguno con quien te puedas sentir cómodo (incluso desde el punto en el que debes resolver tus dudas) y cuyo portafolio se acerque al tipo de arte que te gustaría. Como ya te imaginarás, al tratarse de un trabajo artístico, cada uno tiene un estilo propio, a pesar de estar especializado en algún tipo: acuarela, sketch, old school, retrato, etc. Compara trabajos y no te dejes presionar.

La zona

Si eres alguien que le teme al dolor que puede causar la aguja en el cuerpo, toma en cuenta un diagrama del dolor. Sin duda, te dará una buena idea de lo que experimentarás. Por otro lado, si quieres un tatuaje exclusivamente para ti, considera qué parte de tu cuerpo es fácil de cubrir y, al mismo tiempo, de tener presente de manera personal.

Infografía vía Pictoline.

Además, por ser tu primer tattoo, una vez esté en tu piel, no querrás parar de verlo (revisarlo) para saber si va bien la curación, por lo que es recomendable eligir una zona que sea de fácil acceso para tu vista.

 

El lugar

Las medidas sanitarias también pueden ser motivo de preocupación. Pregunta antes de realizar tu cita si el estudio cuenta con la autorización sanitaria correspondiente, de acuerdo con los términos del Capítulo I del Título Décimo Sexto.

Antes y durante la sesión evita el consumo de sustancias que puedan alterar la velocidad de sangrado. Recuerda que el proceso consta de una aguja inyectando tinta de manera continua y no querrás empeorarlo.

Una vez hecho, tu tattoo necesita cuidados especiales. Debido a que es una herida que debe cicatrizar, es necesario cuidarla como tal. La mayoría de los tatuadores aconsejan hidratación y limpieza. Cuando laves, debe ser con agua templada, jabón neutro y luego cubrir con una ligera capa de crema. El tamaño y los colores son elementos que influyen en el tiempo que tardará en caer por completo la costra, así como tu propio proceso de cicatrización. El punto es no desesperar y, sobre todo, no rascar la zona. Recuerda que vivirás con ello el resto de tu vida. También hay quienes recomiendan evitar lo más que se pueda la luz solar. Si tienes dudas, pregúntale a tu tatuador.

Mientras sana, te preguntarás una y otra vez si es normal que sea de ese modo, si el tiempo de curación es correcto, si te estás poniendo suficiente crema… En fin, las dudas inundarán tu mente cuando lo observes, pero si sigues las indicaciones de tu tatuador, por lo general, no hay de qué preocuparse. Aunque no lo creas, que un tatuaje recién hecho se infecte es más difícil de lo que piensas si lo estás cuidando bien.

Cuando menos te des cuenta, ya formará parte de tu día a día y estarás planeando el que sigue… Y el que sigue… Y el que sigue…

Written by Paax Sound

Leave a Reply

%d bloggers like this: